Fumigados. En 27 años se multiplicó por 12 el consumo de fertilizantes en el campo argentino

Medio Ambiente 02 de octubre de 2018 Por
El economista en Jefe de la entidad, Julio Calzada, y otro especialista, Blas Rozadilla, afirmaron que "en 2017 el consumo de fertilizantes en Argentina marcó un nuevo récord al alcanzar las 3,77 millones de toneladas. // Conclusión

fumigaciones-aereas

El consumo de fertilizantes en el campo argentino se multiplicó por 12 en 27 años y creció 1.156% consignó un estudio de la Bolsa de Comercio de Rosario.

El economista en Jefe de la entidad, Julio Calzada, y otro especialista, Blas Rozadilla, afirmaron que “en 2017 el consumo de fertilizantes en Argentina marcó un nuevo récord al alcanzar las 3,77 millones de toneladas, más que duplicando el consumo que se registraba en el año 2000”.

La producción local, en tanto, en 2017 fue de 1.942.400 toneladas, el registro más alto de los últimos seis años.

De acuerdo con el reporte, durante el año 2017 el consumo de fertilizantes en el país creció un 4,4 % respecto al año anterior, lo que lo llevó a alcanzar los 3,77 millones de toneladas.

Este registro marca un nuevo récord a nivel nacional, al superar los 3,72 millones de toneladas que se utilizaron en el año 2011.

Según el editorial de la última edición de la revista de la Asociación Civil Fertilizar, la relativa mejora en el manejo de las gramíneas (trigo, por ejemplo) fue lo que traccionó el crecimiento del mercado mientras que el cultivo de soja fue el más postergado.

“En este contexto, aún queda mucho por hacer para alcanzar una óptima reposición de nutrientes y achicar las brechas productivas para obtener más rendimientos”, advirtieron los especialistas.

Sin embargo, aclararon que “mirando la evolución de este dato en el largo plazo, se puede observar un gran crecimiento en el uso de fertilizantes en la agricultura nacional a partir de comienzos de la década del 90”.

“Desde 1990 en que se consumieron 300 mil toneladas, el crecimiento respecto de 2017 (en 27 años) fue de un 1.156 %, es decir, el uso de fertilizantes en la producción local se multiplicó por poco más de 12 en menos de 30 años. Un cifra muy importante”, explicaron.

Luego de la crisis de 2001, los fertilizantes nacionales pasaron de representar menos de 10 % del mercado a más del 30 % y llegaron a máximos del 48,5 % en 2015.

“Tomando como base el año 2000, el consumo de fertilizantes de producción nacional tuvo un incremento del 786 %, mientras que el uso de importados sólo aumentó en un 38 %. Mayor producción local implica mayor actividad económica y más empleo”, destacaron.

Las exportaciones en 2017 ascendieron a 4,8 millones de toneladas y los autores del informe consideran que se observa una tendencia positiva en el crecimiento del consumo para el 2018.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Te puede interesar